SundanceTV presenta: los ganadores del Festival Internacional de Cine de Toronto 2017

Film Stars Don’t Die in Loverpool, de Paul McGuigan

El TIFF (Festival Internacional de Cine de Toronto) ha sido un visto y no visto… En Cannes, solo la industria cinematográfica accede al evento. El público prepara sus propias sillas o busca escalones desde los que poder ver las alfombras rojas o hacer fotos a las estrellas. Pero en el TIFF el público participa del festival tanto como la industria, y esto es lo que le da esa atmósfera tan especial al festival de Toronto. Esta densa mezcla entre público e industria en los emplazamientos del festival o las calles de Toronto ofrece rincones pensados para sesiones de fotos y furgonetas de comida, que crea una amplia cantidad de actividades en la ciudad.

Normalmente el Premio de la Audiencia es una predicción de cara a los Oscars, y  este año ha ido en dirección a la película Tres anuncios en las afueras de Ebbing, Misuri (Three Billboards Outside Ebbing, Missouri). Dirigida por Martin McDonagh, con Fraces McDormand a la cabeza en el papel de una mujer que se posiciona contra la policía tras el asesinato de su hija sin ningún arresto al respecto en los meses siguientes. El reparto incluye a Woody Harrelson, Sam Rockwell (quién, junto a McDormand, su nombre es mencionado de cara a la temporada de premios), John Hawkes y Peter Dinklage.

Entre la multitud de títulos en las proyecciones para prensa e industria, destacaron algunos como la fascinante comedia negra alemana The Captain (Der Hauptmann) del director Robert Schwentke (Más allá del tiempo, RED, Insurgente), que regresó a su Alemania natal para rodar una impresionante película bélica en blanco y negro que sigue a un joven desertor que trata de sobrevivir a los últimos días del Tercer Reich. Otro título muy sonado fue La forma del agua (The Shape of Water) de Guillermo del Toro (Que ya se llevó el León de Oro en Venecia). La película es una de las favoritas, ya que fue rodada en Toronto y el apartamento de la protagonista estuvo situado  sobre el teatro en el que se proyectó la película. La irreal yuxtaposición complementó este imponente cuento de hadas, con la Guerra Fría como telón de fondo en América hacia el 1962 donde, en el laboratorio de alta seguridad del gobierno en el que trabaja, Eliza (Sally Hawkins) se encuentra vive aislada del resto, hasta que ella y su compañera Zelda (Octavia Spencer) descubren un experimento secreto clasificado. Ya comienzan los rumores de Oscar para del Toro, cuya película El laberinto del Fauno se llevó tres estatuillas en 2007.

La buena esposa, de Björn Runge

Una de las mayores sorpresas, debido a la poca publicidad que tuvo, fue La buena esposa (The Wife), adaptación del best-seller de Meg Wolitzer. La película sigue a una mujer que decide dejar a su marido la noche de la presentación de los Premios Nobel, para seguir su sueño de ser escritora. Con 70 años y seis nominaciones a los Oscar, aunque ninguna victoria, Glenn Close demuestra una interpretación estelar, al igual que Jonathan Pryce en el papel del marido, con un elenco de secundarios como Christian Slater, Harry Lloyd, Max Irons y la verdadera hija de Close, Annie Starke.

Otro título sonado es Disobedience, del director chileno Sebastián Lelio, con Rachel McAdams y Rachel Witz como dos mujeres judías, una de las cuales regresa a su hogar judío-ortodoxo en Londres tras la muerte de su padre, mientras que la otra se trata de su amiga de la infancia, quien es llamada a sustituir al fallecido como rabino. La película es llamativa debido a la representación que hace de la libertad de decisión en una comunidad muy cerrada.

El factor cultural principal de esta edición del festival fue la mujer, tanto las películas realizadas por ellas como sobre ellas, aunque los premios no los reflejan. Las mujeres de las películas de Toronto dan grandes pasos hacia el cambio de la situación del mundo. Títulos rompedores en este sentido son La forma del agua, Tres anuncios en las afueras de Ebbing, Misuri, I, Tonya, La batalla de los sexos, sobre Billie Jean King, el debut de Greta Gerwig Lady Bird, Molly’s Game, Woman Walks Ahead, Disobedience, Disappearance, La buena esposa, Princesita y la ganadora del Oso de Oro en Berlín On Body and Soul.

The Insult, de Ziad Doueiri

Otra gran tendencia en el festival han sido las películas obre el mundo Árabe o del Medio Este. Hubo un total de 26 películas de o sobre el Medio Este y el Norte de África. Foxtrot y The Insult tratan el daño que pueden causar las palabras y las acciones. Además de estás, Sheikh Jackson, retrato de un clérigo fanático, The Journey, una reflexión política tensa y provocativa, Looking for Oum Kulthum, sobre uno de los cantantes más conocidos del Medio Este, o Wajib, sobre un padre y un hijo sin relación que se juntan para ayudar en la boda de la hija/hermana.

Una razón para vivir, de Andy Serkis

Sin embargo, las películas que causaron más atención fueron aquellas que parecen estar orientadas a los Premios de la Academia de Cine, títulos que parecen pedir una escapatoria más que mostrar la seriedad del mundo en que vivimos. Suenan títulos como Stronger, con David Gordon Green dirigiendo a Jake Gyllenhaal y a Tatiana Maslany en la adaptación de las memorias de Jeff Bauman en su lucha tras perder sus piernas en el bombardeo del maratón de Boston. En Una razón para vivir (Breathe), Andy Serkis pasa de la interpretación a la dirección, tomando la verdadera historia de amor entre Robin y Diana Cavendish (Andrew Garfield y Claire Foy). Con su estreno inminente, ambas películas son carne de Oscar.

Madre!, de Darren Aranovsky

Madre! (Mother!) De Darren Aranovsky, ha tenido una acogida ambigua, y su destino en taquilla la próxima semana podría disminuir lo esperado del director de Cisne Negro.

Y los ganadores son…

PREMIO DEL PÚBLICO

Tres anuncios en las afueras de Ebbing, Misuri está en primera posición de cara a competir en los Premios de la Academia.

La primera finalista fue el biopic de Craig Gillespie I, Tonya, protagonizada por Margot Robbie como una patinadora expulsada de por vida de la Asociación de Patinaje Artístico de Estados Unidos por estar asociada a un ataque contra otra olímpica, Nacy Kerrigan.

La segunda finalista fue Call Me By Your Name, adaptación de Luca Guadagnino de la novela de André Aciman un romance de verano entre un joven (Timothée Chalamet) y un académico (Armie Hammer).

Descubre el resto de ganadores del Festival Internacional de Toronto aquí.

Por Sydney Levine.

Periodista, asesora y educadora, Sydney Levine ha estado activa dentro del negocio cinematográfico durante 35 años. En 1988 creó FilmFinders, la primera base de datos de la industria a nivel internacional para compradores, vendedores y programadores  de películas independientes. Fue la primera mujer en dedicarse a la distribución internacional. Tras vender FilmFinders a IMDb en 2001, Sydney se ha dedicado a la escritura y a la creación de educación online sobre el negocio cinematográfico internacional. Recientemente ha publicado Cine Iberoamericano: industria y financiamiento por país (Iberoamerican Film Business by Country).

Imágenes: archivo y tiff.net

 

Posts Más Recientes

La edad de oro de Miramax

Tristemente de actualidad por el hundimiento de su imagen por escándalos que poco tienen que ver con lo estrictamente cinematográfico,… Leer más