Las 5 mejores interpretaciones de Javier Bardem

El 1 de marzo cumple años (50) Javier Bardem, el actor más importante de la historia del cine español. Así, lo creemos. Pese a que nuestro cine nos ha dejado maravillosos intérpretes, Bardem ha logrado no solo traspasar las fronteras geográficas sino también convertirse en un activo recurrente del cine estadounidense, algo solo al alcance de un virtuoso. Hablar de Javier Bardem es hablar de prestigio, y a continuación, en el siguiente top con sus cinco mejores interpretaciones, les ofrecemos los porqués.

Anton Chigurh en No es país para viejos (No Country for Old Men, 2007)

Es la gran actuación de su carrera, que le valió el Óscar a mejor actor secundario, el único conseguido tras tres nominaciones. Bardem da vida en este thriller dirigido por los hermanos Coen a un asesino (con trazas de psicópata) imparable, que somete a sus víctimas con un artilugio de aire comprimido. No es país para viejos es una de las grandes películas estrenadas en el nuevo milenio gracias, principalmente, a contar con el villano, junto al Joker de Heath Ledger, que más terror traspasó a través de la pantalla.

Silva en Skyfall (2012)

De nuevo en un papel de villano, en esta ocasión, en la mejor película sobre el agente 007 de los últimos tiempos: Skyfall. Bardem no logró la nominación al Óscar pero si una candidatura al BAFTA por este rol memorable cuya fuerza alcanza su cénit en la parte final del film, en ese maravilloso asedio a la simbología Bond entre la nieve y la bruma.

Santa en Los lunes al sol (2002)

Fernando León de Aranoa ofrece, en su mejor trabajo, esperanza a un sector de población, los parados. Y el personaje de Santa, protagonizado por entregado Javier Bardem, es su luz. Junto a un también soberbio Luis Tosar, nos brindan el retrato definitivo de una generación que sufrió las promesas incumplidas y el abandono de una sociedad inmisericorde que jamás espera.

Uxbal en Biutiful (2010)

Premio a la mejor interpretación masculina en el Festival de Cannes, nominado al Óscar y al Globo de Oro a la mejor interpretación masculina, el Uxbal que diseñó Iñárritu para el actor grancanario significó su consolidación en el panorama internacional. Demostrando que, con propuestas más minimalistas y menos enfocadas al gran público, Bardem se crece, regalándoles alma, otorgándoles vida.

Reynaldo Arenas en Antes que anochezca (2000)

El film de Julian Schnabel le procuró a Bardem el primer reconocimiento internacional y supuso su primera nominación al Óscar. En Antes que anochezca da vida a Reynaldo Arenas, poeta cubano y homosexual que se opuso al régimen de Fidel Castro y tuvo que vivir en el exilio. Bardem compartió elenco con Olivier Martínez, Johnny Depp y Sean Penn. Todos acabaron rendido a esa fuerza de la naturaleza cuya carrera aún tiene mucho que ofrecernos.

El antepenúltimo mohicano

Park City, Utah.

MÁS EN EL BLOG: Las mejores películas del Festival SXSW los lunes de marzo en SundanceTV

Posts Más Recientes