Sitges 2021: qué películas no hay que perderse

El próximo jueves comienza la 54ª edición del Festival de Sitges, probablemente, el evento más importante del mundo en cuanto a cine fantástico y de terror se refiere. Es cierto que en los últimos años los términos «terror» y «fantástico» se han tornado más maleables y despersonalizados, lo que ha convertido el evento catalán en un certamen cada vez más ecléctico, donde tiene cabida el cine de autoría que roza ligeramente cualquiera de los dos géneros. Es por ello que su pertinencia siempre sea objeto de polémica, como lo son las nuevas corrientes genéricas. La sombra del elevated horror –esa ola impulsada por cineastas como Robert Eggers, Ari Aster o Jordan Peele— está dando cobijo a numerosas propuestas bastardas, esencialmente en el viejo continente. Un tipo de horror que, a través de la hipertrofia visual y narrativa, busca una profundidad que la aleje de la levedad inherente del género. Dicha tendencia marca los días de un fantástico que en Sitges tendrá su momento culmen del año.

THE INNOCENTS, Eskil Vogt

A nuestro juicio, es la película favorita de esta edición. Su presentación en Cannes, en Un Certain Regard, estuvo acompañada de loas y excelentes críticas. Es el segundo largo de Eskil Vogt, habitual guionista de Joachim Trier. En su nuevo filme, el noruego nos acerca a una pequeña ciudad del extrarradio donde conoceremos a un grupo de niños con habilidades psíquicas. Unos dones que, primero, les facilitará la vida y, después, se convertirán en algo más que una remora que afectará a todo su entorno.

THE LAMB, Valdimar Jóhannsson

El cine islandés se renueva. Al menos en cuanto a nombres. Tras una primera ola con directores como Dagur Kári, Rúnar Rúnarsson, Baltazar Kormákur o Grimur Hákonarson, llegan nuevas voces a la ficción de la nación isleña. Encabeza Valdimar Jóhannsson, con cuya ópera prima ya llamó la atención de los distribuidores en los festivales work in progress. Su paso por Cannes y su fichaje por A24 no han hecho más que ratificar esas primeras sensaciones. El filme habla de las relaciones materno-filiales a través de una extraña relación: la de unos granjeros con una criatura mitad humana mitad cordero.

EIGHT FOR SILVER, Sean Ellis

En una edición del festival donde los hombres-lobo son el leitmotiv artístico, en la competición no podía faltar la licantropía. La nueva película del inclasificable Sean Ellis, nos traslada a una población británica en el siglo XIX. Allí un cazador llega contratado por el consejo de la villa tras una serie de cruentos asesinatos por parte de lo que parece una bestia que se esconde en el bosque. Eight for Silver tuvo su premiere en enero en el Festival de Sundance, y les aseguramos que es una de las grandes películas de terror de 2021 pese a su enorme modestia.

TRES, Juanjo Giménez

Finalizamos con la más importantes de las tres propuestas españolas que compiten por el máximo galardón: el debut en el largometraje de Juanjo Giménez, ganador de la Palma de Oro al mejor cortometraje y nominado al Oscar de la categoría por Timecode (2016), que cuenta con la estupenda Marta Nieto en el papel principal. Ella da vida a una diseñadora de sonido que sufre una desincronización auditiva. El filme pasó por la Mostra de Venecia consiguiendo buenos comentarios.

El antepenúltimo mohicano

Park City, Utah.

Más en el blog: El mejor cine inédito llega en octubre a SundanceTV

Posts Más Recientes