Guía para Sundance 2019 (III)

Park City y su habitual viento polar están listos para una nueva edición del Festival de Sundance. Aunque el eje programático del certamen está copado por seis categorías –cinco competitivas más la mediática Premieres—, el interés de la prensa y el público se centra en la U.S. Dramatic Competition, el máximo apartado, cuya cinta ganadora se unirá a títulos que figuran en el cuadro de honor como In the soup (1992), Puedes contar conmigo (2000), El creyente (la película que catapultó a un jovencísimo Ryan Gosling en 2001), American Splendor (2003), Primer (2004), Frozen River (2008), Precious (2009), Winter’s Bone (2010), Bestias del sur salvaje (2012), Whiplash (2014) o Yo, él y Raquel (2016). Algunas de estas obras fueran posteriormente nominadas al Óscar o convertidas en clásicos de culto. Y todas partiendo desde la sombra, sin buzz previo ni grandes expectativas. Sundance significa compromiso, sí, pero también descubrimiento. Park City busca nuevos autores y autoras que alimenten el rico panorama que ya habita en la factoría independiente. ¿Encontraremos en esta edición a un nuevo Matthew Porterfield o a un nuevo Kogonada? Estos son los títulos más interesantes de la U.S. Dramatic Competition a nuestro juicio:

Share, de Pippa Bianco

Nuestro compañero Ignacio Navarro nos anticipó algo de ella hace ya un año, en un artículo sobre los posibles filmes que lucharían por los Oscars 2019: «Este es el proyecto más misterioso de nuestra recopilación. De hecho no tiene todavía título oficial, ni hay tráiler ni stills, ni siquiera tiene un equipo demasiado conocido. Para incluirlo nos basamos en otros factores, partiendo del reconocimiento que tuvo el corto de Pippa Bianco ahora extendido, sobre una adolescente cuyo video íntimo se difunde en su escuela. La premisa es de máxima actualidad, cuenta con el apoyo de A24 y Scott Rudin, y hay mujeres al frente de todos los principales departamentos artísticos y técnicos». A24 y un corto mediático detrás. No necesitamos más.

To the Stars, de Martha Stevens

De nuevo, una directora a los mandos. Martha Stevens debutó a lo grande con Land Ho!, que codirigía junto a Aaron Katz. Una ópera prima que consiguió el John Cassavetes de los Spirit Awards y la adquisición por parte de Sony Pictures Classics. Su segunda película, ahora en solitario, está protagonizada por Kara Hayward –¿recuerdan a la niña de Moonrise Kingdom?— y Liana Liberato, y nos cuenta la historia de Iris, una joven que debe lidiar con una madre alcohólica y unos compañeros de instituto que la acosan en un pueblo religioso de la Oklahoma de los 60. Iris encuentra el alivio y la esperanza en Maggie, una nueva y misteriosa estudiante que llega al instituto. El filme está rodado en blanco y negro. Huele a venta millonaria.

Ms. Purple, de Justin Chon

Hablábamos de Kogonada… Justin Chon se estrenó en Sundance, en la sección NEXT –auténtico generador de joyas— con Gook, una película que pasó inadvertida pese a las excelentes críticas recopiladas –el Americana de Barcelona la rescató por suerte en su última edición. Su segundo trabajo es un drama social, con el trapicheo de drogas como background, que tiene a Kasie como protagonista, una chica que trabaja como «doumi» en un karaoke de Los Ángeles para intentar cuidar de la mejor manera a su padre enfermo.

Them that follow, de Britt Poulton y Dan Madison Savage

Debut directoral que cuenta con un excelente reparto: Olivia Colman, Thomas Mann, Walter Goggins y Alice Englert. Thriller que conjuga religión y crítica social que nos ubica en una zona rural de los Apalaches. Allí, la hija del párroco descubrirá un secreto que hará templar los cimientos de esta estricta comunidad. Sundance, con Sean Durkin como maestro de ceremonias, suele tener un apego a este tipo de trabajos que cuestionan la idiosincrasia de la América profunda. Muy atentos a esta ópera prima.

El antepenúltimo mohicano | Revista de cine independiente.

Park City, Utah.

Más en el blog: Las 5 mejores interpretaciones de Jim Carrey

Posts Más Recientes